¿Matro-gimnasia? Famili-gimnasia (PATCM 2011-2012)

23 de mayo de 2012

Hoy rencontramos la tarea de la Matro-natación. Es complicado convencer a los dirigentes, sobre lo que es  adecuado y lo que es conveniente, pero después de cuatro meses de espera, hoy volvimos a tener actividad acuática.
¡Fue sorprendente! los niños hoy fueron esponjas, logramos sacar lo mejor de ellos y dimos pasos agigantados en cuanto a la confianza y la adaptación que esperaba alcanzar. Si bien los objetivos iniciales del programa ya no los podré alcanzar, si podemos aprovechar las 5 sesiones que restan y que parece podremos tener.
Hoy quiero poner énfasis en el asunto de la participación de los papás con los niños, y realmente tuve una revelación de lo que sucede entre niños y papás en relación a la actividad física y seguro estoy también sucede con la alimentación.
Estaba en la actividad acuática con las mamás de niños de 1 año y 6 meses, di un par de indicaciones de como apoyar a los niños en su ambientación con el agua. Una de ellas tomo a su niño con una actitud de ¡sobre-protección "infame"! que provocó que la niña más segura de ese grupo (ese es mi punto de vista), se convirtiera en la niña más insegura y "berrinchuda" del grupo. Me pareció increíble la transformación, simplemente no podía creer como la seguridad de esa pequeña se esfumó. Un trabajo de 8 meses se esfumo en una sola actitud: "sobre-protección". Yo no debía permitir esa perdida y entonces vino a mi mente el recurrente consejo de César Millan, ¡si del encantador de perros y me disculpo por la inferencia!, y sin meditarlo más ofrecí el comentario y la observación: "... cuando apoyen a su niño deben hacerlo transmitiendo seguridad, porque el bebé lo percibe", y cité a César.
Es increíble la percepción que observé en la niña, hoy lo ví: la mamá al abrazar y tratar de llevar a su hija al agua con el ejercicio iba transmitiéndole miedo, tanto miedo que la niña termino en una actitud que en 8 meses no le conocíamos a la pequeña.
La matro-gimnasia o elevado a un nivel superior "el circulo de desarrollo del niño" afectan positivamente o negativamente al pequeño en su decisión de ser físicamente activo o de ser un ente decididamente pasivo.
Ese circulo es en el que debemos trabajar para lograr efectos positivos tanto en la actividad física como en los hábitos alimenticios y en otras actitudes favorables.
Estas notas relativas a mi desempeño y mi punto de vista, espero puedan se vistas por las mamás y papás de los niños, pues la tarea de los maestros es en un sentido y la de los papás parece ser en otra dirección.
Ofrezco una opción que pueda coadyuvar en el mejor desarrollo de los niños, trabajar con el circulo de desarrollo del niño. Desde hoy inicio una tarea para detectar el circulo de mayor influencia en cada chiquito,  iniciaré con aquellos que tienen menos avances en su desarrollo y en la seguridad en sí mismos, procurando informar a este circulo de los trabajos y metas que tenemos propuestos con los niños y así poder caminar en el sentido más conveniente para ellos.
A tal propuesta puede faltarle fundamento científico pero deseo plasmarlo en el único elemento a mi alcance, éste blog, intentando que las presentes notas sean fundamento para hacer método de trabajo y darle el mejor perfil a esta tarea.
Soy Licenciado en Educación Física y aunque en mi México querido aun faltan herramientas de trabajo para la educación de nuestros niños, yo seguiré procurando hacer mi mejor esfuerzo para alcanzar los mejores resultados posibles.



06 de mayo de 2012

¿Que tan importante es hacer ejercicio?
Ante esta pregunta quisiera encontrar a una sola persona que piense que no es importante hacer ejercicio. Seguro que será muy difícil encontrarla. La gran mayoría pensamos que debemos hacer ejercicio para mantener en buen estado de salud nuestro organismo, pero una minoría realmente es la que lo hace.
Los ciudadanos de este tiempo estamos programados mentalmente para seguir las tendencias que el comercio humano marca, y entonces el ejercicio de nuestros tiempos tiene un rostro: el ejercicio se debe practicar con zapatos "tirso", con pantaloncillos "ave dorada", con una playera "rumbo" y en el centro de ejercicio "súper-deportivo", y por consecuencia todo eso cuesta y por lo tanto los escasos recursos con los que el 90% de la población mundial se mueve no alcanzan para tanto y mejor suplimos el razonamiento lógico de hacer ejercicio por el de complacer nuestro espíritu de consumo comprando un vídeo pirata, o un juego pirata para la maquina de juegos y el televisor, y si tampoco hay para eso, pues solo vemos la televisión con una bolsa diaria de papas y golosinas en la mano que nos "apapachen" el doloroso "trauma" de no tener dinero para hacer ejercicio.
¿Como resolver en países como el nuestro esta óptica de la vida? ¿como lograr establecer el hábito del ejercicio físico en los niños y los jóvenes?. Yo creo que cambiando ópticas.
El problema del ser humano esta siempre en la forma del "como ve las cosas de la vida". El ser humano se a acostumbrado a ver todo como un "problema" cuya solución "se compra", se adquiere con valor económico. Una buena diversión para los niños de estos tiempos esta en consumir lo equivalente a 150 pesos por persona: 70 pesos de entrada al cine, 50 de palomitas, 30 pesos del refresco, misma cantidad que hay que multiplicar por los miembros de la familia, ¿de 4 integrantes es su familia?, bueno pues tendrá que gastar 600 pesos en la diversión, casi lo que un empleado mexicano gana en una semana de trabajo. ¿Y que nos deja como padres y como hijos esta visión de la vida? insatisfacción galopante, porque tal diversión ofrece un estreno cada quincena, nos ofrece obesidad creciente y sobre todo constante trauma, porque a mas de un chiquillo he visto verdaderamente frustrado porque su papá no lo pudo llevar al estreno pasado de la película más publicitada y más tonta que se pueda uno imaginar.
El fin de semana pasado lleve a mis sobrinos a un parque eco-turístico, sorprendentemente era la primera vez que mi sobrino de 15 años recordaba visitar un río, el de 10 años se lanzo de una tirolesa, su rostro era de una alegría de conquista inimaginada, me recordó a mi hijo después de haberse tirado en paracaídas, ¿y saben que descubrió su mamá? que el ejercicio físico no es hacer pesas, o tae kwon do, o pagar una cara membresía en un club, hacer ejercicio es divertirse en familia con una pelota en una zona con pasto y arboles, en un parque urbano con juegos infantiles, o descubriendo como es ese cerro que siempre ha estado allí, pero que nunca hemos subido.
La educación mexicana, ha virado, en una copia absurda y mal hecha, ha tomado el rumbo equivocado, de una sugerencia europea: no dar importancia a la formación competitiva de los niños. Obvio que, los europeos que lo sugirieron no son los que marcan el rumbo de la educación de los países, solo venden el modelo pero no lo aplican. Lo anterior lo significo basado en los resultados sociales de países como España, de quienes viene la asesoría educativa a nuestro país, por cierto con altísimos costos, pero que a simple vista salta la diferencia entre un niño en formación en España y un niño en formación mexicano, a 10 años de los trabajos sugeridos por los españoles, ellos son lideres competitivos en todas las esferas de la vida moderna, y México ocupa el primer lugar en niños con obesidad, convirtiéndose ya en la primera causas de morbilidad  infantil en nuestro país.
¿Podrá ser el modelo educativo una de las razones por las que México ocupa el primer lugares en obesidad infantil en el mundo?
Mientras se descubre que ocasiono esta realidad, yo profesor trabajo con mis pequeños abundando en actividad física, y propongo como estrategia para instalar en los chiquitos éste gusto por la actividad física, que los padres se integren. Ya hace tiempo se propuso la matro-gimnasia, actividad que solo involucra a la mamá, yo planteo la actividad como "un tiempo diario en el que mamá, papá e hijos disfruten de la actividad física".
Soy orgullos Licenciado en Educación Física y trabajo todos los días buscando las formas de contribuir para que México sea mejor cada día.


02 de enero de 2012
¿Educación Física una vez a la semana?
¿Es la educación mexicana responsable de la obesidad infantil en México?

Pues en defensa propia podríamos decir que no, que son otras muchas razones, como la alimentación chatarra que desean las autoridades eliminar con discursos, pero que, está presente todos los días dentro y frente a la escuela, o los pésimos hábitos alimenticios transmitidos en casa a los niños que "perdieron" el gusto natural por los vegetales (pues somos de herencia herbívoros, así nos delata la dentadura), o el sedentarismo concebido socialmente que encierra a los niños en un rincón de la habitación con un  control en la mano y que "domestica" la natural inquietud de los niños.
Sin estudios profundos mejor me aplico a la solución del problema; de entrada, atacar todos los aspectos diagnosticados en este asunto nos llevará irremediablemente a asumir que la "actividad física" es necesaria en su contenido simple de supervivencia y salud. Conclusión: una sesión a la semana de educación física no es suficiente.

Este lugar del blog estará dedicado a buscar la solución a una actividad física mayor en el ámbito escolar, que dé a los niños no sólo satisfacción a sus necesidades básicas de movimiento, sino que además desarrolle en él habilidades naturales perdidas y hartamente urgentes en tiempos en que por la comunicación sabemos que han sido puestas a prueba para sobrevivir. Además del movimiento y las habilidades dar, por conducto de estas soluciones momentos felices, contrarios al stress de nuestros tiempos y que ya vi reflejado en los ojitos de los bebés que a diario atiendo.

Soy Sergio y orgullosamente Licenciado en Educación Física, y aporto mi esfuerzo en una institución de educación inicial y pre-escolar para construir ciudadanos mejores para nuestro querido México.